Francesco D'Aversa


Nació en Benevento el 23 de octubre de 1836. Tomó el hábito de los mínimos en el convento de Nuestra Señora de la Stella, en Nápoles, el 21 de noviembre de 1853. Tuvo como Maestro de Noviciado al P. Giuseppe Melito. Fue corista en el convento de la Stella y en el de Santa María de Pozzano, en Castellammare di Stabia. Hizo su profesión perpetua el 16 de febrero de 1855. Fue ordenado sacerdote el 24 de julio de 1859. Cuando se pusieron en obra las disposiciones de exclaustración, pudo todavía hasta 1866 instalarse en la Basílica de San Francisco de Paula en Nápoles. Después pasó a Roma, a la casa de S. Andrea delle Fratte, donde fue primero coadjutor (durante el rectorado de Padre Maselli) y después párroco (desde junio de 1877 hasta su muerte), así como varias veces superior de la comunidad (1866, 1872). Fue una de sus principales cuidados procurar el esplendor del culto, dotando a la parroquia de espléndidos ornamentos litúrgicos, que procuró también para el convento de Vico Equense y para el de Paula. En el Capítulo General de 1890 fue elegido Procurador General. Se dice que después de la dimisión del General Dellepiane, la Santa Sede quiso nombrar al P. D'Aversa Corrector General, pues León XIII le tenía un gran aprecio; D'Aversa no quiso aceptar si no era previa elección por los religiosos. No fue, pues, Corrector General. En el Capítulo General de 1896 fue elegido Colega General y en el de 1902 nuevamente Procurador General. Ejerció como Vicario General entre 1901 y 1902. Falleció el 30 de diciembre de 1912 en Roma, en su convento de S.Andrea delle Fratte.


Padre D'Aversa


En 1892 cuidó en Roma de la nueva publicación aumentada de Narrazione storica della Prodigiosa apparizione di Maria SSma Immacolata e instantanea conversione alla fede catolica dell'ebreo Maria Alfonso Ratisbonne avvenuta in Roma il 20 gennaio 1842.

Firma del P.D'Aversa como Secretario de comunidad en Roma
 


BIBLIOGRAFÍA: