Provincia de Mallorca


La Provincia monástica de Mallorca de la Orden de los Mínimos fue creada por el Capítulo General celebrado en Barcelona en 1602, desmembrando los conventos de la isla de la antigua Provincia de Valencia. A lo largo del tiempo los frailes mínimos tuvieron los siguientes conventos en Mallorca: Convento de Porto Pi (1582, apenas unos meses), Convento de Palma-Soledad (en tres etapas: 1582-1586 y 1596-1665 en su primera ubicación; 1665-1682 en segunda ubicación) continuado canónicamente en el de Santa María del Camí (1682), Convento de Muro (1584), Convento de Palma-Ciutat (1585), Convento de Campos del Puerto (1607) y Convento de Sineu (1667). Hubo también intentos de fundación en Binisalem y Alaró. Durante un tiempo, entre 1623 y 1646 aproximadamente, dependieron de Mallorca los mínimos de Cerdeña. Tras la exclaustración de 1835, hubo ofertas a finales del siglo XIX (reiteradas en 1925) para que los mínimos volvieran a Santa María del Camí, pero no tuvieron resultado positivo. Tampoco culminó otro intento en 1968, esta vez a iniciativa de los religiosos, de volver a habitar el convento de Muro. Por fin, en 1971 los frailes volvieron a la isla instalándose en Palma, en la finca de Ca's Vicari Vey, en la carretera que conduce a Esporlas; este convento (convento del Beato Gaspar de Bono) sirvió durante un tiempo de residencia de coristas; finalmente, fue cerrado en 1999.


BIBLIOGRAFÍA: