Étienne D'Alvin


Étienne D'Alvin o Dalvin nació en Cormery en 1565 (aunque Thuillier lo hace parisino). Empezó sus estudios en Tours y los acabó en París, donde ingresó en la Orden de los Mínimos en el convento de Nigeon. Después fue enviado a Lorena; allí se encargó de la dirección espiritual de la abadía de Juvigny tras la muerte de la abadesa Nicole de Lénoncourt, y no descansó hasta conseguir ver restablecida la disciplina y la observancia de la Regla benedictina. Murió en París el 2 de octubre de 1610.
Escribió: Tractatus de Potestate Episcoporum, Abbatum, Aliorumque Praelatorum prasertim Regularium nencon Abbatissarum, París, 1607 enlace; la obra había sido escrita primeramente en francés y después traducida al latín; dedicada al Corrector General Augier, contó con la aprobación de los ex-Generales Tellier y Hebert. Una segunda edición, corregida por el mismo D'Alvin, vio la luz después de su muerte, en 1614 enlace.


BIBLIOGRAFÍA: