Úrsula Riguel (Sor Úrsula María de la Santísima Trinidad)

Nació en Triana en 1612. Entró en el convento de mínimas del barrio y profesó el 14 de junio de 1632. Mostró un gran espíritu de mortificación (frecuentes disciplinas, ayunos, uso de cilicio), tuvo oración de lágrimas y se mostró siempre especialmente solícita en la asistencia a las enfermas. Predijo el día de su muerte, que acaeció el 30 de julio de 1686. Fue sepultada con fama de venerable.